TU VOZ QUE AÑORO

Mi amor, ya te vas,
y en el escenario
quedó tu dolor
como un mal presagio.

Con tu voz gastada
yo te amo...
Que la vida sea eso,
ofrecerte el latir de mi seno
para tu descanso
y que tu voz que añoro
suavice mis desengaños.

En la oscuridad, te alejas
y tus lágrimas
trenzadas con las mías
van regando este adiós.

INGRID ZETTERBERG

Dedicado a mi amado 
Camilo Sesto

Derechos reservados
Safe Creative Cta. 1006080193112