ENTRE AQUELLOS PRADOS

Tu nombre
como campana al viento
no escapará
entre los ecos,
sino que vivirá en mi alma
cual melodía
untada por la miel
de nuestro amor.

Tu nombre gritaré
entre los prados
de inocencia
que nos dará Dios.

Y mis ojos
beberán tus azules miradas
cual bebida necesaria,
y no existirá
entre tú y yo
la soledad.

He arrojado lejos
aquella visión
que nos enlutaba
y nunca entre nosotros
habrá separación.

INGRID ZETTERBERG

De mi poemario
"Tu alma y la mía"

Derechos reservados
Safe Creative Cta. 1006080193112